María Montessori sobre la disciplina escolar

María Montessori es una de las educadoras más influyentes del siglo XX. Creó el sistema de escuelas Montessori y actualmente hay más de 20.000 en el mundo. Además fue nominada 3 veces para el Premio Nobel de La Paz.

Estas son algunas de sus reflexiones sobre la disciplina escolar extraídas de su libro “El método Montessori“:

La disciplina ha de venir a través de la libertad. Este es un principio difícil de entender para los defensores de los métodos tradicionales de educar. ¿Cómo obtendríamos disciplina en una escuela de niños libres? Claramente nosotros tenemos un concepto de disciplina muy diferente del comúnmente aceptado. Si la disciplina está fundamentada en la libertad esta debe ser activa. Nosotros no consideramos a un individuo disciplinado cuando ha adoptado un silencio artificial mudo e inmóvil como un paralítico. Es un individuo aniquilado, no disciplinado”
Llamamos a un individuo disciplinado cuando tiene el dominio de si mismo y puede, por tanto, regular su propia conducta para seguir reglas en la vida. Ese tipo de disciplina activa no es fácil de comprender o de aplicar. Pero contiene un principio educativo esencial, muy diferente de la coerción y la inmovilidad”

“La libertad del niño debería tener como límite el interés colectivo”

“La primera idea que un niño debe adquirir para ser activamente disciplinado es la diferencia entre el bien y el mal; y la tarea del educador consiste en asegurarse que no confunde bien con inmovilidad y mal con actividad como ocurre frecuentemente en la disciplina antigua. Y esto es así porque queremos disciplinar para la actividad, para el trabajo, para el bien; no para la inmovilidad, la pasividad y la obediencia”

,
 

Anuncios

Similitudes entre la industria abortista y la industria cárnica:

Vemos muy a menudo a filósofos como Peter Singer condenar la matanza indiscriminada de animales pero defender el aborto y el infanticidio. Sin embargo, aunque no se suela vincular, la industria cárnica y la industria abortista tienen muchos puntos en común por lo que lo coherente sería luchar contra los excesos de ambas como hizo Gandhi ( “Me parece tan claro como la luz del día que el aborto es un crímen”, “El grado de desarrollo de una civilización se mide por cómo trata a sus animales”).

Estas son algunas de las similitudes: 

Disciplina en Summerhill

Algunas reflexiones de Alexander Sutherland Neill (fundador y director de la famosa escuela democrática Summerhill) extraídas de su libro “Summerhill. Un punto de vista radical sobre la educación de niños” que escribió tras mas de 30 años tratando diariamente con cientos de niños.

“La disciplina severa es el modo más fácil para el adulto de gozar de tranquilidad y silencio”

“En el hogar disciplinado los niños no tienen derechos. En el hogar desmoralizado tienen todos los derechos. El lugar apropiado es aquel en que los niños y adultos tienen los mismos derechos. Y esto mismo se aplica a la escuela.”

” Hay que insistir una y otra vez en que la libertad no implica malcriar al niño. Si un niño de tres años quiere andar por encima de la mesa del comedor, simplemente hay que decirle que no. Debe de ser así. Por otra parte, vosotros tenéis que obedecer,e cuando sea necesario. Me salgo de las habitaciones de los niños pequeños si ellos me dicen que me vaya.”

“El argumento habitual contra la libertad de los niños es esta: la vida es dura, y debemos preparar a los niños para que después se adapten a ella. Así pues, debemos disciplinarlos. Si les permitimos hacer lo que quieran, ¿cómo van a poder servir nunca un jefe? ¿Cómo van a poder competir con otros que han conocido la disciplina? ¿Cómp van ser nunca capaces de disciplinarse así mismos? Las personas que se oponen a conceder libertad a los niños y usan este argumento, no advierten de que parten de un supuesto infundado, no demostrado: el supuesto de que un niño no crecerá ni se desarrollará a menos que se le obligue. Pero todos los 39 años de experiencia en Summerhill desaprueban este supuesto. Tomemos, entre un centenar de casos, el de Juan. Asistió a Summerhill durante 10 años, desde los siete hasta los 17. Durante esos años, Juan no asistió nunca a una sola clase. A los 17 años difícilmente sabía leer. Pero cuando salió de la escuela y decidió hacerse constructor de instrumentos, rápidamente aprendió por sí mismo a leer y en corto tiempo absorbió todos los conocimientos técnicos que necesitaba. Por su propio esfuerzo, se preparó para ese aprendizaje. Hoy, ese mismo chico está perfectamente instruidos, gana un buen salario y es un líder de su comunidad. En cuanto autodisciplina, Juan construyó una buena parte de su casa con sus propias manos y está criando una linda familia de tres muchachos con el fruto de su trabajo diario. De un modo análogo, todos los años muchachos y muchachas de Summerhill que hasta entonces rara vez han estudiado, decide entrar en la Universidad; y por su propio acuerdo empieza en la larga y pesada tarea de prepararse para los exámenes de inglés ¿por qué lo hacen? La suposición de que los buenos hábitos que no se hayan impuesto durante la primera infancia no se adquirirán después en la vida es un supuesto según el cual fuimos educados y que aceptamos sin discusión simplemente porque nunca se ha puesto en duda la idea. Yo niego esta premisa. La libertad es necesaria para el niño porque sólo con la libertad puede crecer a su manera natural, que es la buena manera.”

“La escuela debería hacer un juego de la vida del niño. No quiero decir que el niño tenga un camino de rosas. Hacerlo todo fácil para el niño es fatal para su carácter. Pero la vida misma presenta tantas dificultades, que las dificultades artificialmente creadas que nosotros presentamos al niño son innecesarias.”

Creo que es un error imponer algo por autoridad. El niño no debería hacer nada hasta que se forme la opinión de que debe hacerlo. La maldición de la humanidad es la coacción externa, ya venga del Papa, o del Estado, o del maestro, o del padre. La libertad significa que hacer lo que es se quiera mientras nos invada la libertad de los demás. El resultado es la autodisciplina. Hay una gran diferencia entre obligar a un niño a que deje de tirar piedras y obligarlo a aprender latín. El tirar piedras afecta otros; pero aprender latín sólo le afecta al niño”

“Ya sé que con disciplina aprueban los exámenes alumnos relativamente malos, pero me pregunto qué es de esos aprobados en la vida. Si todas las escuelas fuesen libres y optativas todas las materias, creo que los niños encontrarían su propio nivel. La mayoría de nuestros mejores estudiantes en las escuelas y las universidades se hunden después en la mediocridad. Su interés en trabajar venía, es tu mayor parte, del acicate paterno y tenía poco interés verdadero en la materia.”

“La obediencia debería ser cortesía social. Los alumnos no tienen derecho a la obediencia de los niños. La de obediencia debe salir de adentro, no ser impuesta desde afuera”

“La disciplina es un medio para un fin. La disciplina de un ejército está destinada a reforzar la eficacia en el combate. Todas esas disciplinas subordinan el individuo a la causa. En los países disciplinados la vida es vulgar. Hay, no obstante, otra disciplina. En una orquesta del primer violín obedece al director porque está tan interesado como él en una buena ejecución. El soldado que no hace caso de la voz de mando por lo general no se preocupa por la eficacia del ejército. El ejército es gobernado principalmente por el miedo, dado que el soldado sabe que si desobedece lo castigarán. La disciplina de la escuela puede ser del tipo de la disciplina de la orquesta cuando los maestros son buenos. Con frecuencia es del tipo del ejército.Lo mismo ocurre después en el hogar. Un hogar feliz es como una orquesta y goza del mismo tipo de espíritu de equipo. Un hogar lamentable es como un cuartel gobernado por el odio y la disciplina”

“La disciplina estricta en el hogar es siempre una proyección de lo que asimismo. El adulto se esforzó por llegar a la perfección en su propia vida, fracaso miserablemente en el empeño, y ahora trata de encontrarla en sus hijos”

“La primera diferencia entre Summerhill y la escuela típica es que en Summerhill tenemos fe en la personalidad del niño. Sabemos que si Tommy quiere ser médico, estudiada voluntariamente para aprobar los exámenes de ingreso. La escuela disciplinaria está segura de que Tommy no será médico nunca a menos que se le pegue, o se le presione, o se le obliga estudiar a las horas preescritas”

“En un lugar donde el niño tiene libertad desde el principio, no surgen las exigencias ordinarias de disciplina. Hace unos años visite a mi amigo Ray en Main. Su hijo Pedro tenía tres años. El lago que había la puerta de la casa era profundo. Ray y su mujer se limitaron a decirle al niño que no se acercase al agua. Como no habían tenido una educación de odio, y por lo tanto, tenía confianza en sus padres Pedro no se acercó al agua. Los padres sabían que no tenían porque preocuparse. Los padres que disciplinan con miedo y autoridad habrían vivido a la orilla de aquel lago el con los nervios de punta. Los niños están tan acostumbrados hacer engañados que cuando la madre les dice que el agua es peligrosa, no la creen, sencillamente. Sienten un deseo retador de acercarse al agua.”

.

“Los niños son sabios, reacciona al amor con amor y oraciones al odio con odio”

“En Summerhill tratamos a los niños como iguales. En general, respetamos la individualidad y la personalidad del niño exactamente como respetaríamos la individualidad y la personalidad de un adulto, sabiendo que el niño es diferente de la culto. Corrigiendo constantemente a los niños, los hacemos sentirse inferiores, ofendemos su dignidad”

“Los niños criados bajo la disciplina del miedo viven una mentira que dura toda la vida. No se atreven nunca ser ellos mismos. Se convierten en esclavos de las útiles maneras y costumbres consagradas. Acepta sus estudios ropas domingueras sin discutir. Porque el principal resorte de la disciplina es el miedo a ser censurado”

Pregunta: con el sistema de Summerhill, ¿Cómo puede desarrollarse la fuerza voluntad del niño?. Si se le permite hacer lo que quiera, ¿Cómo puede adquirir dominio de sí mismo

Respuesta: en Summerhill no se le permite a un niño a hacer lo que quiera, las lo cercan por todas partes. Se le permite hacer lo que quiera sólo en las cosas que le afectan a él, y sólo a él puede pasarse todo el día jugando, si quiere, porque el trabajo y el estudio son cosas que le conciernen a él solo. Pero no se le permite tocar la con corneta en la sala de clase, porque molestaría a los demás. Después de todo, ¿qué es la fuerza voluntad?. Yo puedo querer renunciar al tabaco, pero no puedo querer enamorarme, ni puedo querer que me guste la botánica. Nadie puede querer ser bueno ni malo.
No puedo enseñar a una persona a tener una voluntad fuerte. Si educas a los niños en libertad, serán más conscientes de sí mismos, porque la libertad permite que se haga casa vez más consciente lo inconsciente. Pero por eso los niños de Summerhill tienen pocas dudas sobre la vida. Saben lo que quieren. Y presumo que lo conseguirán también. Recuérdese que lo que se llama una voluntad débil suele ser síntoma de falta de interés.La persona débil que se deja persuadir fácilmente a jugar al tenis cuando no desea hacerlo es una persona que no tiene idea de cuales son realmente sus intereses. Un sistema de disciplina de esclavos estimula a esa persona a ser débil de voluntad y fútil.”

No necesitamos profesores

  • Hemos nacido para dirigir nuestro propio aprendizaje: la selección natural ha hecho que el ser humano nazca preparado con las cualidades necesarias para dirigir su aprendizaje (curiosidad, juego y socialización) y desgraciadamente las escuelas ignoran todas ellas. El investigador indio Sugata Mitra encendió un ordenador en Nueva Delhi (donde la mayor parte de los niños no sabían escribir y nunca habían visto un ordenador) y les dijo a los niños que pasaban por ahí (entre 7 y 13 años) que podían usarlo y estos fueron los resultados: sin la intervención de ningún adulto empezaron a usarlo y cada descubrimiento lo compartían entre ellos. Los niños que no sabían leer aprendieron y los que ya sabían se descargaban artículos que les interesaban, aprendían sobre microbacterias, a pintar con Microsoft Paint, a descargarse juegos y música… Tras este experimento (conocido como “The hole in the wall” decidió crear SOLE (Self Organized Learning Environments) donde los niños aprenden solos con una mínima intervención de adultos. Otras demostraciones de esta capacidad innata de educarnos a nosotros mismos son las sociedades de cazadores recolectores (los niños aprenden las habilidades que necesitan explorando sin intervención de adultos) o Sudbury Valley School (tienen únicamente 7 adultos dentro de la escuela -de los que pueden disponer cuando quieran- y no hay cursos, curriculum ni exámenes y los niños aprenden a leer, matemáticas… por su cuenta).
  • Aprendemos mejor de nuestros compañeros: cuando los estudiantes no están segregados por edades se enseñan entre ellos: “Hace años, unas escuelas en zonas pobres hicieron el experimento de que los alumnos de quinto grado enseñaron a los alumnos de primer grado a leer. Los resultados fueron los siguientes: Primero, que los alumnos de primer grado aprendieron más rápidamente que otros alumnos de primer grado que fueron enseñados por profesores profesionales.Segundo, que los alumnos de quinto grado que enseñaron, mejoraron ellos mismos mucho en su lectura. (Muchos de ellos no habían sido buenos lectores.)” John Holt, profesor de Harvard y promotor del unschooling en “Teach Your Own”. Más sobre peer to peer learning aquí y aquí).
  • La clase magistral no funciona. Ver “el fin de la clase magistral”
  • Se aprende haciendo: desde Aristóteles a John Dewey miles de filósofos y pedagogos han dicho que la mejor forma de aprender es mediante la experiencia y la evidencia lo demuestra. Sin embargo, las escuelas siguen ancladas en un sistema obsoleto basado en la pasividad y la competencia.
  • El aprendizaje debe ser personalizado: cada persona aprende a una ritmo distinto y los profesores no pueden adaptarse al ritmo de cada estudiante. Sin embargo, con contenidos online y tutores individualestutores individuales cada persona puede ver los contenidos a su ritmo, repasarlos todas las veces que quiera…
  • Necesitamos feedback instantáneo y personalizado: el feedback es imprescindible para aprender cualquier cosa. Los profesores no pueden ofrecer feedback a cada alumno pero la inteligencia artificial si puede: se puede ver en qué falla más cada alumno (cuanto tarda en resolver un problema y cuantas veces lo hace mal antes de conseguirlo, que partes de un video ha visto más veces…) qué estilo de aprendizaje tiene (analizando el uso que hace de los contenidos) y en función de ello ofrecerle recursos que se adapten a sus necesidades personales.
  • El conocimiento está en internet: con un ordenador puedes acceder a cualquier contenido de forma estructurada (Moocs y libros interactivos) o desestructurada (conferencias, artículos, blogs…) sobre cualquier temática con una calidad excelente (desde las mejores universidades del mundo hasta aficionados que difunden sus conocimientos), a tu ritmo, desde donde quieras y de forma totalmente gratuita. Para ampliar ver “Ventajas y desventajas de la educación online”
  • Enseñar puede interferir com la exploración: en un expermiento niños de 4 o 5 años jugaron con un juego que podía producir 4 efectos diferentes según como lo usases. Se hizo de 3 formas 1) los profesores les enseñaban a usarlo 2) los profesores jugaban con el juguete delante de ellos pero sin enseñarles 3) los niños jugaban sin ningún tipo de explicación. En los 2 últimos casos los niños pasaban más tiempo explorando el juego y descubrieron más formas de usarlo. Esto mismo se puede extrapolar a otros campos como el aprendizaje de las matemáticas: un profesor le enseña a sus estudiantes como resolver un problema aritmético y los alumnos concluyen que debe ser la única manera de resolverlo por lo que no exploran maneras alternativas de resolverlo y no van más allá de lo que se les ha enseñado.
  • Los buenos profesores renuncian: los profesores con pasión por lo que hacen no quieren participar en un sistema educativo que les impone un currículum por ley (!como si los burócratas supiesen mejor que quienes están en las escuelas lo que conviene enseñar!) y metodologías educativas obsoletas que hacen daño a los niños: Lo explica muy bien John Taylor Gatto en su carta de renuncia tras recibir el 3er al mejor profesor del año en Nueva York: “He enseñado en la escuela pública durante 26 años pero ya no puedo hacerlo más. Durante años, pedí al Consejo de Educación local y al superintendente que me dejara enseñar un currículum que no hiciese daño a los alumnos, pero ellos tienen otras cosas de qué ocuparse. Simplemente, no puedo hacerlo más. No puedo enseñar a niños que esperan que les digan lo que tienen que hacer; no puedo enseñar a personas que dejan lo que están haciendo cuando suena un timbre; no puedo persuadir a los niños para sentir justicia en su clase cuando no la hay, y no puedo convencer a los niños de que crean que los maestros tienen secretos valiosos que ellos podrán conseguir si siguen nuestras disciplinas. No es cierto.”
  • Necesitamos mentores, no profesores: los profesores dedican el 70% de su tiempo a transmitir conocimientos (que como hemos visto se pueden adquirir más eficientemente en un ordenador) cuando podrían dedicar ese tiempo a ayudar a los niños cuando soliciten ayuda y a conocer en profundidad a sus alumnos. Este sistema lo aplican algunas escuelas a través del flipped classroom (los alumnos ven los contenidos teóricos en casa y clase trabajan sobre esos contenidos) y el aprendizaje basado en proyectos (los alumnos hacen proyectos reales con ayuda se mentores).

Por qué no deberíamos enseñar a los niños a leer

Leer es muy importante por los conocimientos que aprendes leyendo y para desarrollar habilidades (empatía, concentración, imaginación…) pero enseñar a los niños a leer no es necesario por varias razones:

  • Aprenden solos y a su manera: los seres humanos aprendemos con diferentes estilos de aprendizaje (no aprende igual un disléxico a leer que una persona que no tiene ninguna diferencia cognitiva) por lo que darles libertad y el ambiente apropiado es la mejor forma de que los niños aprendan a leer a través de la experimentación con diferentes recursos (libros, videojuegosaplicaciones…).
  • Se enseñan entre ellos:  “Hace años, unas escuelas en zonas pobres hicieron el experimento de que los alumnos de quinto grado enseñaron a los alumnos de primer grado a leer. Los resultados fueron los siguientes: Primero, que los alumnos de primer grado aprendieron más rápidamente que otros alumnos de primer grado que fueron enseñados por profesores profesionales.Segundo, que los alumnos de quinto grado que enseñaron, mejoraron ellos mismos mucho en su lectura. (Muchos de ellos no habían sido buenos lectores.)” John Holt, “Teach Your Own”.
  • Tienen muchos incentivos para aprender a leer: ¿Y qué pasa si los niños no quieren aprender a leer? Eso sencillamente no pasa: Sudbury Valley School no enseña a sus alumnos a leer y todos aprenden a leer por iniciativa propia. ¿Por qué? Como no están divididos por edades tienen muchos incentivos para aprender  (ver a otros niños mayores leer y querer imitarles, participar en juegos que requieren leer…).
  • Las escuelas enseñan mal a leer: 10 millones de españoles tienen baja comprensión lectora. Hay 2 tipos principales de métodos para enseñar a leer (los centrados en el significado -toda la lengua- y los centrados en la estructura -fonética-) y según un metaanálisis el 2ndo método (fonética) es mucho más efectivo pero se usa mucho menos. Si van a enseñar a todos a la vez y con el mismo método por lo menos que usen el más adecuado.

Por qué hay que dejar de enseñar matemáticas en los colegios

Todos los países del mundo ponen las matemáticas entre sus prioridades en la jerarquía de asignaturas (y el arte al final, con lo importante que es!) y nos obligan a aprender matemáticas durante toda la escolarización obligatoria. Esto creo que debería cambiar por diferentes razones:

 

La escuela está acabando con la libertad de los niños

El sistema educativo cada vez está restringiendo más la libertad de los niños como demuestran los siguientes datos: